Lenguajes poéticos -no formales- versus formales

En muchas de nuestras clases de agrimensura e ingeniería utilizamos lenguajes formales, duros, acotados, incómodos y difíciles de aprender, aunque necesarios para nuestros análisis y suposiciones. Como ejemplo; el lenguaje de fórmulas y programación de computadoras pertenecen a esta clase.

En contraposición, existen otros lenguajes; el poético por ejemplo, que son metafóricos, ambiguos, y en muchos casos devienen en significados distintos para cada uno de nosotros.

El mejor ejemplo que siempre menciono de lenguajes no formales es un fragmento de una rima de Gustavo Adolfo Becquer que nos habla del paso del tiempo y de los años sin siquiera nombrar el tema:

Volveran las oscuras golondrinas
en tu balcón sus nidos a colgar,
y otra vez con el ala a sus cristales
jugando llamaran.

Pero aquellas que el vuelo refrenaban
tu hermosura y mi dicha a contemplar,
aquellas que aprendieron nuestros nombres…
esas… no volveran!.

¡Bellísimo….!!! , aunque queda claro que Becquer no está contando la historia de las golondrinas. Sería un dificil ejemplo para tomar en el mundo de las ciencias cuantitativas.

Como conclusión: Siempre nos queda la libertad de elegir, o al menos, distinguir en que mundo estamos o queremos estar.

Como persona, me inclino a preferir el segundo lenguaje, sin olvidar que mi actividad es de ingeniero y en ella, … se necesita usar el primero.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

w

Conectando a %s